Encontrando Patrones

¿Cómo crecen los huesos y los dientes?

Los huesos parecen sólidos y permanentes, pero en realidad tus huesos están siendo constantemente destruidos y recreados —un proceso llamado remodelación— a lo largo de tu vida. 


Dentro de tus huesos, dos tipos de células están trabajando continuamente: Los osteoblastos hacen los huesos, mientras los osteoclastos los destruyen. De esta manera, tu esqueleto se adapta a las tensiones que le pones, haciéndose más grueso aquí, más delgado allá, de forma parecida al crecimiento y encogimiento de los músculos como respuesta al ejercicio, o la falta de él.

Los dientes son diferentes. Una vez formados, no se remodelan. Esto hace que sean útiles para los paleontólogos de varias maneras. En primer lugar, los rasgos distintivos como el tamaño y la forma de un diente, pueden ayudar a identificar la especie de su anterior dueño, así como detalles como su edad y la dieta. Además, los patrones microscópicos conservados en el esmalte pueden dar información sobre la salud en general del dueño durante su desarrollo.